lunes, 3 de diciembre de 2012

Ayer ví...

Ayer ví a un hombre en silla de ruedas viendo un pártido de futbol. Me emocionó y a la vez me hizo reflexionar. ¿Que pensaría, que sentiría? Viendo a los tremendos jugadores que tenemos en la liga estatal, quizás este hombre, en lugar de sentirse acomplejado, se maravillaba alegre de lo que puede hacerse con dos piernas.

Me dio que pensar, sí, tenía un paseíto de media hora hasta la plaza del Casco Viejo en que había quedado con un amigo, e intenté dar forma a un relato. Se me resistió, pero al menos quería reseñarlo, en estos tiempos en que ya hasta los discapacitados ven mermados sus rerechos. Pero tienen los santos huevos de manifestarse. Olé por ellos!!

2 comentarios:

  1. o home da silla de rodas
    o das muletas o home cego...
    tamen eu teño pensado que sentirán eles
    e coma nós tamen se manifestan pois
    o amigo

    ResponderEliminar
  2. Yo recuerdo, muchas veces, haber visto ciegos sontiendo por la calle -Stevie Wonder es otra cosa, probablemente un genio. Pero no puedo dejar de sorprenderme ante la entereza y alegría con que llevan sus diversas y graves discapacidades. Tengo un relato a medias sobre el tema, pero no ando muy inspirado. Graciñas por pasarte.

    ResponderEliminar